Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content

¿Qué harían las potencias del mundo si un asteroide amenaza a la Tierra?

Investigadores del Instituto de Tecnología de Massachusetts (MIT) definieron cuál sería la estrategia para desviar un asteroide potencialmente peligroso que se dirija a la Tierra.

La estrategia dependerá de la masa, el impulso que lleve el asteroide y su proximidad, su proximidad a un 'ojo de cerradura' gravitacional y el tiempo de advertencia que los científicos tienen de una colisión inminente.

Los investigadores aplicaron su método a Apophis, que visitará el vecindario de la Tierra en 2029 y 2036, y a Bennu, otro asteroide cercano a la Tierra en el que la NASA destinará la misión OSIRIS-REx que planea devolver una muestra del material de la superficie de Bennu a la Tierra en 2023, reseñó Europa Press.

En 2007, la NASA concluyó en un informe presentado al Congreso de los EE.UU. que en el caso de que un asteroide se dirigiera hacia la Tierra, la forma más efectiva de desviarlo sería lanzar una bomba nuclear al espacio. La fuerza de su detonación destruiría el asteroide, aunque el planeta tendría que lidiar con cualquier efecto nuclear. El uso de armas nucleares para mitigar los impactos de asteroides sigue siendo un tema controvertido en la comunidad de defensa planetaria.

La segunda mejor opción era enviar un "impactador cinético": una nave espacial, un cohete u otro proyectil que, si apunta a la dirección correcta, con la velocidad adecuada, debería colisionar con el asteroide, transferir una fracción de su impulso, y desviarlo del rumbo. "El principio básico de la física es como jugar al billar", explica Paek.

Sin embargo, para que cualquier impactador cinético tenga éxito, las propiedades del asteroide, como su masa, momento, trayectoria y composición de la superficie deben conocerse "con la mayor precisión posible. Eso significa que, al diseñar una misión de desviación, los científicos y los gerentes de misión deben tener en cuenta la incertidumbre.

No obstante, el método desarrollado por los investigadores del MIT, usa un código de simulación para identificar el tipo de misión de deflexión de asteroides que tendría la mejor posibilidad de éxito dado el conjunto de propiedades inciertas de un asteroide.

Lo más importante es que los investigadores tuvieron en cuenta la proximidad de un asteroide a un ojo de la cerradura gravitacional, así como la cantidad de tiempo que los científicos tienen antes de que un asteroide pase por el ojo de la cerradura. "Un ojo de la cerradura es como una puerta: una vez que se abre, el asteroide impactará la Tierra poco después, con alta probabilidad", explicó Wook Paek, autor principal del estudio .

Por ejemplo, si Apophis atraviesa un ojo de cerradura en cinco años o más, entonces hay tiempo suficiente para enviar dos exploradores, uno para medir las dimensiones del asteroide y el otro para empujarlo ligeramente fuera de la pista como prueba, antes de enviar un impactador principal.

Si el paso del ojo de la cerradura ocurre dentro de dos a cinco años, puede haber tiempo para enviar un explorador para medir el asteroide y ajustar los parámetros de un proyectil más grande antes de enviar el impactador hacia arriba para desviar el asteroide. Si Apophis pasa por su ojo de la cerradura dentro de un año terrestre o menos, Paek dice que puede ser demasiado tarde.

"Incluso un impactador principal puede no ser capaz de alcanzar el asteroide dentro de este plazo", indicó Paek.

Bennu es un caso similar, aunque los científicos saben un poco más sobre su composición material, lo que significa que puede no ser necesario enviar exploradores de investigación antes de lanzar un proyectil.

Con la nueva herramienta de simulación del equipo, Peak planea estimar el éxito de otras misiones de desviación en el futuro. "En lugar de cambiar el tamaño de un proyectil, podemos cambiar la cantidad de lanzamientos y enviar varias naves espaciales más pequeñas para chocar con un asteroide, una por una. O podríamos lanzar proyectiles desde la Luna o usar satélites inactivos como impactadores cinéticos", concluyó.

LO QUE ES TENDENCIA

Artículos Relacionados